Pilates

El Método Pilates está basado en la coordinación de cuerpo y mente y su fin último es que el individuo llegue a controlar su propio cuerpo a través de ejercicios específicos, repitiéndolos de forma gradual.

 

En Pilates es fundamental la respiración durante el ejercicio, el ritmo, la concentración, el control al realizar los movimientos, así como la precisión de los mismos. Aunque en cada sesión nos fijamos unos objetivos específicos diferentes, siempre vamos a tener presentes los principios anteriores, logrando así el equilibrio muscular y el movimiento integral de todo el cuerpo; en definitiva, la mejora de la salud.


¿Qué conseguimos con el Método Pilates?

- Estirar: a través de los ejercicios aumenta la flexibilidad y movilidad de las articulaciones, la resistencia y potencia muscular y mejora la coordinación y el equilibrio.

Disminuir dolor: con el ejercicio se liberan endorfinas, que tienen un efecto analgésico sobre la región lesionada.

Mejorar la postura y del movimiento: pues el individuo aprende a controlar sus movimientos y toma consciencia de su esquema corporal.

Estiliza la figura: se elonga la musculatura.

Relajación y/o activacion:proporciona relajación y/o activación física y mental, en función del momento del día en que se practique.

A priori, el Método Pilates no presenta contraindicaciones, es decir, cualquier persona puede ponerlo en práctica siempre y cuando los ejercicios estén adaptados a sus características físicas. Por ello es importante que las sesiones estén dirigidas por un profesional conocedor tanto de la técnica como de la anatomía y fisiología del cuerpo humano. Este profesional es el fisioterapeuta.

En los últimos años el Método Pilates se ha extendido enormemente por todo el mundo, incrementándose la oferta en numerosos lugares, en los que no siempre se siguen los principios originales de la técnica, en multitud de ocasiones los monitores no están debidamente cualificados y las clases están masificadas.

En Fisioterapia Camino ofrecemos sesiones impartidas por fisioterapeutas formados en el Método, clases reducidas (máximo 3 personas) y una atención directa y personalizada, adecuando los ejercicios a las necesidades de nuestros pacientes.